• Joel Gunter, BBC

Rusia y Ucrania:

la pruebas que muestran el usa indiscriminado de bombas de racimo por parte del ejército ruso

Marcas distintivas de una munición en racimo en el techo de un automóvil junto a un parque infantil en Járkiv. [BBC]

Rusia ha matado a cientos de civiles en la ciudad de Járkiv, en el noreste de Ucrania, utilizando bombardeos indiscriminados y municiones en racimo, armas que son ampliamente prohibidas, reveló una nueva investigación de Amnistía Internacional.


Amnistía señaló que había encontrado evidencia de que las fuerzas rusas utilizaron repetidamente bombas de racimo 9N210/9N235, así como municiones "dispersables", cohetes que expulsan minas más pequeñas que explotan más tarde a intervalos de tiempo.


La BBC visitó cinco lugares en barrios residenciales de Járkiv y encontró evidencia de un efecto de desprendimiento distintivo asociado con las municiones en racimo. Este medio mostró imágenes de los sitios a tres expertos en armas, quienes dijeron que los impactos eran consistentes con las controvertidas armas.


"Esos impactos son de municiones en racimo, es una firma clásica", dijo Mark Hizney, investigador principal de la división de armas de Human Rights Watch, una organización sin fines de lucro. "Y en una imagen se puede ver un remanente de una aleta estabilizadora de una de las submuniciones", agregó.


Las imágenes entregadas a la BBC por un residente en una de las localidades mostraban detonaciones sucesivas y agrupadas, "un indicador muy fuerte de submuniciones de un arma de racimo", dijo Hamish de Bretton Gordon, excoronel del ejército británico y experto en armas de la Universidad de Cambridge.

El patrón de desprendimiento creado por los impactos de las bombas de racimo, visto en un barrio residencial de Járkiv [BBC]

Un arma controversial

Las municiones en racimo son controvertidas porque detonan en el aire y liberan un grupo de bombas más pequeñas que caen indiscriminadamente sobre un área amplia, lo que puede poner en peligro a los civiles.


Las bombas más pequeñas tampoco suelen detonar cuando hacen impacto, lo que representa una amenaza para los años venideros.


Más de 120 países han firmado un tratado que prohíbe el uso de este tipo de armas, aunque ni Rusia ni Ucrania son signatarios.


El ataque en un barrio de Járkiv

En uno de los lugares en donde hubo un aparente ataque con municiones en racimo en Járkiv, en el barrio de Industrialnyi, fue visible el efecto de desprendimiento cerca de una urbanización y un parque infantil.


La esposa de Ivan Litvynyenko, Oksana, resultó gravemente herida en el atentado y luego murió.

Litvynyenko, de 40 años, dijo a la BBC que la pareja caminaba por el patio con su hija de cinco años cuando cayeron las municiones. Su hijo de 14 años estaba dentro de su apartamento.


"De repente vi un destello y escuché la primera explosión", dijo Litvynyenko. "Agarré a mi hija y la presioné contra un árbol. Mi esposa estaba a unos cinco metros y cayó".

Un sitio de impacto junto a un parque infantil donde la esposa de Ivan Litvynyenko fue alcanzada por metralla. [BBC]

Oksana, de 41 años, fue alcanzada por una metralla que penetró en su espalda, pecho y abdomen, perforando sus pulmones y dañando su columna.


Estuvo en cuidados intensivos durante dos meses, hasta el domingo, cuando murió por complicaciones de sus heridas y la diabetes, dijo Litvynyenko. "Los médicos la operaron varias veces, pero su cuerpo no pudo sobrevivir", señaló pocas horas después de su muerte.


Al describir el ataque, Litvynyenko dijo que vio "una serie de explosiones, muchas bombas una tras otra".


Otros dos residentes que estaban dentro de sus apartamentos en el momento del incidente contaron a la BBC que escucharon detonaciones sucesivas. "Podías oír explosiones durante varios minutos", dijo Danya Volynets, de 26 años. "Cuando salimos, pude ver los autos en llamas. Parecía que todo estaba en llamas".


Tetiana Ahayeva, una enfermera de 53 años, estaba parada frente a su edificio cuando cayeron las municiones. "Hubo un sonido repentino de petardos por todas partes, muchos, por todas partes", dijo a Amnistía.


"Nos tiramos al suelo y tratamos de encontrar refugio. El hijo de nuestro vecino, un niño de 16 años llamado Artem Shevchenko, murió en el acto. Tenía un agujero de un centímetro de ancho en el pecho. Su padre tenía la cadera destrozada y una herida de metralla en la pierna".

Oksana Litvynyenko con su hija. Oksana resultó gravemente herida en abril y murió el domingo. [BBC]

Los médicos de un hospital central de Járkiv que atendieron a las víctimas después del ataque en el patio de recreo, comentaron que vieron heridas penetrantes en el abdomen, el pecho y la espalda, y recogieron fragmentos de metal que coincidían con los tipos de perdigones encontrados en las municiones de racimo 9N210/9N235.


Muerte de civiles

Según Amnistía, en el ataque al barrio Industrialnyi murieron al menos 9 civiles y 35 fueron heridos, detonando en un área de 700 metros cuadrados.


En otro edificio residencial, en el área de la calle Haribaldi de Járkiv, una munición cayó en la entrada, y mató a dos ancianas e hirió gravemente a otra.


"Hubo una serie de explosiones una tras otra", dijo la residente Nadia Kravchuk, de 61 años. "Salí y vi a una mujer acostada boca abajo y a otra mujer acostada aquí, y junto a ellas estaba Lena, que perdió ambas piernas. Ella estaba gritando: 'Perdí mi pierna'".


Tetiana Bielova y Olena Sorokina estaban sentadas en un banco fuera cuando una munición explotó cerca. Se levantaron para entrar al edificio pero una segunda munición cayó justo en la entrada, matando a Bielova y a otra mujer llamada Tetiana que estaba con ellos. Sorokina perdió ambas piernas en la explosión.

Nadia Kravchuk observa los daños causados ​​por una munición que mató a dos de sus vecinos. [BBC]

Durante una investigación de campo de dos semanas, Amnistía registró 41 ataques en Járkiv, donde al menos 62 civiles murieron y 196 resultaron heridos, informó la organización.


Sus investigadores encontraron evidencia de municiones en racimo y cohetes no guiados que mataron a personas que estaban comprando, haciendo cola para recibir ayuda alimentaria o simplemente caminando por la calle.


"Estas armas nunca deben usarse", dijo a la BBC Donatella Rovera, asesora principal de respuesta a crisis de Amnistía. "No se pueden identificar. Son armas de área, tienen un efecto devastador y causan muchas muertes y lesiones entre los civiles".


El uso de las armas fue "equivalente a atacar deliberadamente a civiles", dijo Rovera. "Rusia no puede afirmar que no conoce el efecto de este tipo de armas. Y la decisión de usarlos muestra un absoluto desprecio por la vida civil", afirmó.


Rusia ha negado previamente el uso de municiones de racimo en Ucrania e insiste en que sus fuerzas solo han atacado objetivos militares.

 

(c) 2022, BBC News Mundo

https://www.bbc.com/mundo/noticias-internacional-61779562




0 views
Featured Review
Tag Cloud